LOGOPEDIA

Es la especialidad terapéutica que trata los problemas del lenguaje, tanto en su vertiente comprensiva, como en la expresiva, del habla, de la voz y de audición,independientemente de que la causa de dichos trastornos sea funcional u orgánica; los ámbitos de intervención pues deberían pues ser amplios y distintos según las necesidades del sujeto a tratar.
Se pueden realizar las siguientes intervenciones, bien de manera individual o interviniendo en varios ámbitos a la vez o en todo si es necesario.

El servicio de Logopedia se encarga de las tareas de evaluación, diagnóstico, tratamiento yprevención de los trastornos de audición, el habla, la voz, el lenguaje oral y escrito, los asociados a funciones orofaciales y cualquier trastorno que afecte al proceso de comunicación. El logopeda propone al paciente, con algún trastorno, pruebas y actividades: cognitivas, físicas y fisiológicas para la mejora de sus habilidades comunicativas y de lenguaje, en la población infantil (principalmente) y adulta.
El logopeda tambien se encarga de la rehabilitación de problemas de la voz y de deglución y corrige malos hábitos respiratorios, además de proporcionar técnicas de comunicación para actores, empresarios, profesores,...

El Logopeda es competente, dentro de sus áreas de estudio, en:

  • Evaluación y Diagnóstico

  • Intervención terapéutica

  • Asesoría

  • Prevención

APOYO PSICOEDUCATIVO

Uno de los principales objetivos en Centro Jom es prevenir y combatir el fracaso escolar.

Para ello se ofrecen una serie de servicios psicopedagógicos orientados a niños de Educación Infantil y Primaria. Estos servicios pueden ser impartidos de forma individual o por parejas, dependiendo de las necesidades del niño.


¿Cómo se desarrollarán las sesiones?

Se identificarán las dificultades de cada niño y se elaborará un programa de actuación que potencie las habilidades necesarias para un buen aprendizaje.
Las sesiones se abordarán desde una perspectiva psicopedagógica, trabajándose tanto el desarrollo de funciones cognitivas (atención, memoria, lenguaje, etc.) como la adquisición de aprendizajes escolares básicos como la lectoescritura y el cálculo.

ESTIMULACIÓN COGNITIVA PARA NIÑOS DE 2 A 5 AÑOS
Se trabajan seis bloques:

  • Memoria y Atención
  • Percepción
  • Lenguaje
  • Razonamiento
  • Psicomotricidad
Las actividades se llevarán a cabo de manera atractiva y lúdica. Serán variadas y cortas y se dejará al niño manipular y experimentar.

PRIMARIA
La atención individualizada es la opción óptima para el niño que presenta un fracaso escolar (habitualmente suspende más de tres asignaturas), tiene alguna dificultad de aprendizaje (dislexia, disgrafía, discalculia, etc), un retraso madurativo o un déficit de atención con o sin hiperactividad.
En estas sesiones se dará respuesta a las necesidades educativas del niño y se le enseñará a ser un estudiante autónomo, capaz de hacer frente a sus retos académicos.
Se recomiendan, al menos, 2 sesiones semanales

PROYECTOS DE INTELIGENCIA

Se trata de un método que procura desarrollar la inteligencia, pudiéndose beneficiar del mismo cualquier persona, especialmente desde los 12 años en adelante. Sobre todo, aquellas que, en plena adolescencia, aún no han adquirido dichas estrategias elementales del pensamiento.

Este programa está especialmente diseñado para alumnos comprendidos dentro de la Educación Secundaria Obligatoria (ESO), pero también pueden beneficiarse personas adultas sin estudios o cursando otros niveles académicos ( Educación Permanente de Adultos- EPA-, Formación Profesional Adaptada, ...) y, en general, todos aquellos que, ya en la adolescencia, aún no han desarrollado las estrategias habituales del pensamiento formal propias de su edad.


CARACTERÍSTICAS, OBJETIVOS Y CONTENIDOS

El PIH se propone como un programa de mejora de las destrezas y habilidades del pensamiento que se dirige a sujetos entre los 11 y 15 años, pertenecientes a familias socialmente deprimidas, pensando para llevarse a cabo en entornos escolares como una material más del currículo ordinario en los niveles equivalentes a nuestra actual "Segunda Etapa" o Educación Secundaria Obligatoria.

Su objetivo básico es: facilitar a través de una intervención sistemática el incremento de las habilidades consideradas típicamente constitutivas de la inteligencia. Dicho objetivo puede concretarse en los siguientes:

  • Aumentar la competencia intelectual (habilidades intelectuales) en una serie de tareas como observación sistemática, etc.
  • Aprender métodos de aproximación a tareas específicas (estrategias o heurísticos), se trata de métodos generalizables.
  • Utilizar los conocimientos de materias convencionales para la mejora del pensamiento.
  • Potenciar determinadas actitudes que favorecen el progreso y la realización intelectual.
Como contenidos del PIH se seleccionaron las siguientes habilidades:
  • Habilidad para clasificar patrones
  • Habilidad para razonar inductivamente.
  • Habilidad para razonar deductivamente.
  • Habilidad para desarrollar y usar modelos conceptuales.
  • Habilidad para comprender.
  • Habilidad para modificar la conducta adaptativa.

TÉCNICAS DE ESTUDIO

Cuanto más se conozca a sí mismo el alumnado como estudiante y conozca las distintas técnicas de estudio que tiene a su disposición, más fácil le será seleccionar las más adecuadas a cada situación para crear sus propias estrategias de aprendizaje.

Aprender a estudiar sacándole partido a las capacidades personales es muy parecido a un entrenamiento físico: hace falta voluntad, un buen entrenador y constancia. Si no conocemos la manera de hacerlo no llegaremos a tener buenos resultados. Hay que querer, pero también saber.

Los pasos que debemos seguir son casi siempre los mismos a la hora de estudiar, lo que varía es la elección de la técnica en cada uno de estos pasos. El objetivo final será que el alumnado sepa autorregularse y ser autónomo en su aprendizaje.

Clases

En Centro Jom damos clases de técnicas de estudio a niñoa y adolescentes para que sean capaces de afrontar los estudios por ellos mismos.

Las clases se llevan a cabo en grupos de dos personas o individualizadas.
En principio se recomiendan dos clases a la semana de 50 minutos de duración, cada una.